Este viernes ha arrancado en Estonia el juicio contra la principal fuerza de la oposición, el Partido del Centro, por un delito de tráfico de influencias en un proyecto inmobiliario a gran escala por el que también será juzgado su antiguo secretario general, Mijail Korb.

Se trata de un macrojuicio que se espera que se prolongue cerca un año. La audiencia final ha sido fijada en primer momento para agosto de 2023 y el veredicto final para los meses de otoño de ese mismo año, informa la cadena pública ERR.


alojamiento wordpress

Korb ha señalado que está «contento» y «feliz» de que haya comenzado un juicio, que servirá, ha dicho, para «reivindicarse» ante la opinión pública. «Podré expresar mis puntos de vista y dar mi visión de los hechos», ha dicho.

El que fuera secretario general de la actual principal fuerza de la oposición ha reconocido los vínculos con otro de los acusados, el empresario Hillar Teder, aunque ha matizado que esta relación se desarrolló siempre por los cauces legales.

«No se puede decir que no nos comunicásemos, por supuesto que nos comunicamos. Hablamos sobre muchas cosas, política, sus negocios, el futuro, el futuro del mundo, el futuro del país (…) Hablamos de cosas importantes. Creo que la corte va a revelar en gran medida de qué estuvimos hablando», ha aseverado.

La investigación se centra en un proyecto inmobiliario a gran escala en la zona portuaria de Tallin, la capital, para el cual Korb usó presuntamente su influencia personal, así como la de su partido sobre las autoridades locales en interés del empresario y su empresa a cambio supuestamente de una generosa donación para su formación.

Antes estas acusaciones sobre su formación, Juri Ratas presentó su dimisión como primer ministro en enero de 2021 y con ello puso fin a la participación del Partido del Centro en la coalición de gobierno. Tras una breve reincorporación, desde julio de 2022 entonces se encuentra en la oposición.

Deja un comentario