El debut de Boca en la Liga Profesional trajo consecuencias en los escritorios. Tras los incidentes con la Policía de la Ciudad en los ingresos a la Bombonera y las protestas de los cientos de asociados que no pudieron acceder ni a la popular ni a sus plateas, el club que preside Jorge Amor Ameal decidió volver a implementar el ranking de socios. Así, los hinchas que quieran ver el encuentro ante Central Córdoba (domingo, desde las 19.15) deberán haber asistido a 12 de los últimos 15 partidos disputados en Brandsen y Del Valle Iberlucea. Esto es, los 14 de la temporada pasada más el primero de la actual.

Las imágenes del domingo se reprodujeron en redes sociales y motivaron las protestas de los hinchas. Hubo hasta sospechas de populares sobrevendidas y reclamos de plateístas cuyos asientos ya estaban ocupados cuando ellos llegaron. En el asunto hasta intervino la Justicia: la fiscal Celsa Ramírez, especializada en eventos masivos, abrió una investigación de oficio por lo sucedido. E incluso le recomendó al club de la Ribera volver al filtro para evitar que las imágenes del domingo vuelvan a repetirse. Y la entidad lo comunicó el jueves. Muchos recuerdan el video viral del hincha que se cayó de la segunda bandeja y que debió ser auxiliado para evitar una tragedia.

El problema es que se trata de un círculo vicioso en el que los principales perjudicados terminan siendo los socios. Si quienes pagan mes a mes su cuota no pueden ingresar porque la Bombonera está abarrotada o porque otros ya se ubicaron en sus asientos, aquellos asociados pierden su presencialidad. Y si la situación se repite, la implementación del filtro terminará dejándolos afuera. Y no porque ellos no hayan asistido a la Bombonera. Sino porque no pudieron ingresar. La capacidad de la Bombonera fue uno de los temas de campaña en la elección xeneize. Y la ampliación del estadio es una asignatura pendiente.

El comunicado del club establece que todos los socios podían verificar desde este jueves en la página SoySocio si cumplían los requisitos para el partido ante los santiagueños. E incluso abre una instancia de para aquellos que hubieran quedado excluidos: pueden ingresar al mismo portal y reservar su lugar en la popular para el domingo.

Así, los socios también protestaron por redes sociales luego de que se conociera la implementación del ranking. Porque se sienten cada vez más excluidos. Según el último informe de la AFA sobre los clubes de primera división, Boca cuenta con 315 mil socios entre las diferentes categorías. La Bombonera, en cambio, puede alojar un máximo de 59 mil personas. Algo no cierra.

“No pude ir de River en adelante por el tema filtro. Hace más de 6 partidos que literalmente me sacan la posibilidad de ir a la cancha, pagando la cuota sin falta hace 15 años. Vergüenza. Otro torneo más te dejan afuera de todos los partidos y pagando una cuota cada vez más cara”, se quejó @SantiSiperka en Twitter.

“Ahora ponen filtro, el campeonato pasado por el filtro no pude ir al último partido y un conocido de una peña del interior que hace 2 años no viene a la cancha pudo venir por qué a ellos si le habilitaban. Yo me comí varios partidos días de semana a las 22 y quede afuera”, agregó Jorge Tripodi (@JorgeTripodi) en la misma red social. En el ciberespacio hubo reclamos para todos, sin distinción de ideología: dardos para la actual gestión por lo que pasó el domingo y para la anterior, que encabezaba Daniel Angelici, a quien acusan de manejar a la seguridad porteña.

Mientras tanto, el partido ante el Ferroviario sigue programado en la Bombonera. La Justicia, que investiga de oficio un posible exceso del aforo permitido, podría tomar medidas en las próximas horas. Una eventual clausura del estadio xeneize redundaría en la suspensión del encuentro, ya que a esta altura no podría reprogramarse en otro estadio. El hincha de Boca, por su parte, sólo quiere ir a ver a su equipo en paz. Y sentarse en la butaca que paga todos los meses.

Una variante para el domingo: Fabra por Sandez

En lo futbolístico, Boca tendrá una sola variante para medirse con los santiagueños. Su entrenador, Hugo Benjamín Ibarra, dispondrá el ingreso del colombiano Frank Fabra como lateral por la izquierda en lugar de Agustín Sandez. Además, el recién llegado Miguel Merentiel (firmó a préstamo, desde Palmeiras, con una opción de compra de 3 millones de dólares) ocupará un lugar en el banco de suplentes. Darío Benedetto seguirá al margen y cumplirá la segunda de las cuatro fechas de suspensión que adeuda. El plantel xeneize volverá a practicar este sábado en Casa Amarilla y quedará concentrado luego para el partido del domingo.

La incógnita pasa por saber si el club se retira o no del mercado de pases. El nombre apuntado para sumarse es Lucas Merolla, defensor central de Huracán, pero el capitán del Globo entabló una negociación con el club de Parque Patricios y podría renovar su contrato, que vence en junio.

Boca: críticas de los hinchas por el filtro que el club volvió a implementar para el partido con Central Córdoba
Estas leyendo: la nacion