El gobernador del estado estadounidense de Florida, Ron DeSantis, ha firmado este miércoles una controvertida legislación para permitir el traslado de migrantes hacia cualquier punto de Estados Unidos en un intento por controlar la migración ilegal.

«Me complace haber firmado la legislación para continuar con el programa de transporte de extranjeros ilegales a ciudades santuario», ha indicado en un mensaje en Twitter, agregando que Florida utiliza «todas las herramientas disponibles» para proteger a sus ciudadanos de «las políticas de frontera abierta» del presidente Joe Biden.

La polémica legislación, aprobada por la Cámara de Representantes estatal con 77 votos republicanos a favor frente a 34 en contra, permite a la gobernación de Florida transportar a migrantes hacia cualquier parte del país, según ha informado la cadena CNN.

Entre los cambios introducidos por los republicanos se encuentra que ahora el programa será controlado por el Departamento de Gestión de Emergencias de Florida y no por el Departamento de Transporte, como antes, por lo que la Administración DeSantis podrá otorgar millones de dólares en contratos para dicho cometido.

Cerca de 50 migrantes fueron enviados el pasado año por el gobernador de Florida al estado de Massachusetts y después llevados a la base militar del Cabo Cod, una acción que provocó demandas y cuestionamientos sobre la posible violación de la ley estatal.

El gobernador de Florida firma una controvertida legislación para el traslado de migrantes en EEUU
Estas leyendo: la nacion